Como una florecilla del campo…

¿Como han ido las celebraciones?

Yo puedo decir que las estoy superando, y sobrevivo como puedo… Esperando con anhelo que llegue el año que viene, un año que espero, compense con creces los anteriores 🙂

De momento solamente hemos celebrado navidad con la familia de Mamífero, y estuvimos muy a gusto. Comimos muy bien y mucho, gracias a mi suegra. Pasamos el día en su casa, hasta que a última hora fuimos todos a hacerle una visita a la abuela de Mamífero, una campeona, que en Enero cumplirá 95 añazos!

Recibimos algunos regalos para Biel muy chulos: dos pantalones muy a nuestro estilo, un baberito de corderitos muy gracioso, y otro con su nombre bordado. Este me emocionó bastante, ya que me hizo acordarme del que nos regaló una amiga de mi madre para Aritz. Y también una cajita, y un bote decorado por mi cuñada, precioso, con una colecta de dinerillo para los pañales de Biel 🙂

Como de costumbre, nosotros no pudimos colaborar con ningún detalle, ya que es el peor mes del año para nosotros, pues en noviembre Mamífero no trabaja apenas, y cobramos una miseria… 😦

Con mi familia estamos a la espera de ver si más adelante, para reyes o cuando podamos nos reunimos. Mamífero tiene un solo día de fiesta, y lo hacemos coincidir con los controles (mañana tengo comadrona otra vez) esa es la dulce Navidad del sector servicios…

Sigo con las emociones a flor de piel, tierna y delicada como una florecilla del campo… Es bueno cuando me da por reírme y estar alegre (la mayor parte del tiempo, por fortuna), pero también me da la llorera y la tontuna a ratos. Tanto es así que ayer lloré viendo como papá pingüino (en un documental) cuidaba a su cría y no quería separarse de ella… Podéis reíros de mi, yo lo hice.

También ando emocionada con las noticias de mis compañeras virtuales, que han pasado por pérdidas o problemas de infertilidad, y que durante este mes han ido anunciando positivos, ecografias, y nacimientos. Y contenta por las que como yo, estamos a la espera, cada vez más cerca, y con las hormonas a tope. Vosotras sabéis quien sois y lo feliz que me hacen vuestras noticias, luchadoras!! ❤

Siento a Biel enorme, le veo en mi tripa como si no hubiese barrera de piel entre nosotros, y me enamora día a día. Se dónde está su culete, su cabeza, sus pies… me quedo embobada mirándome la barriga e imaginándole… Conozco sus juegos y sus rutinas, y me río mucho con sus giros que deforman mi vientre, o con los saltitos cuando tiene hipo. Por el hipo, que tiene un par o tres de veces al día, se que tiene su cabecita abajo, y eso me tranquiliza. Está hecho un terremoto y ya se pega unos bailoteos fuertecitos, algunos causándome dolor. Aunque los dolores de espalda y el cansancio de estas últimas semanas me tengan agotada, estoy disfrutando mucho esta recta final.

Así estoy, hermanada e inmersa en la sororidad, sensiblona y tierna. Pero también voluble como un animalillo salvaje…  Protectora con mi cría, a gusto en nuestro nido, con nuestros compañeros de cueva. Tan mamífera como siempre, y más empoderada que nunca por mi instinto maternal. Ansiosa de parir, de sangre, calor y fluidos corporales… Y enamoradísima de ese hombre que nos quiere tanto, el papá de mis hijos.

Si te ha gustado lo que has leído, no dudes en compartir, comentar, darle a me gusta y seguir mi blog! Gracias por leerme 🙂

Abrazos mamíferos ❤

Anuncios

10 comentarios en “Como una florecilla del campo…

  1. Ay, Jess, sé que estás en plan emotivo, pero a mi me ha hecho mucha gracia tu descripción de los movimientos de tu pollito, ya que justo hoy he escrito una entrada sobre los movimientos fetales, ¿simple coincidencia?
    En mi caso, estoy cansada y dolorida de tanta patada, y no logro disfrutar de éste embarazo como lo hice con el primero, pero es que Pollito abarca casi el 100% de mi tiempo y tooodas mis energias. Pero son cosas de madre no-primeriza, tu aprovecha cada uno de los sentimientos y emociones que Biel te trasmite e inunda la red con esa energía!!

    Le gusta a 1 persona

  2. Que identificada me siento, yo estoy pasando unas navidades muy muy… extrañas, con la muerte de mi abuela … el año que perdí a mi niño… no sé, no tengo ningún tipo de “sentimiento navideño” pero por otro lado estoy feliz, mi segundo niño está fuerte no, lo siguiente, no para, le encanta estar con gente, desde el 24 no ha dejado de darme unos patadones y moverse cual poseso deseoso de salir y verlo todo lo que hay fuera, así lo siento, siento que va a ser un niño muy despierto, sociable…. no puedo evitar reírme, me pasa igual a ti, la mayoría del tiempo estoy riéndome, papá pescado me mira como “ya se me volvió loca jajaja, tu no has bebido no? ajjajajja) soy feliz me hace cosquillas, tiene hipo, me clava las piernas en las costillas… pero también lloro… lloro cuando pienso en su hermano, en mi abuela, en todas mis amigas casi familia virtual que he conocido que han pasado por tanto…. en estas navidades que están siendo … extrañas, secas… en fin.
    Tambien comienzo a sentirme muy pesada, y lo que me está molestando muchísimo es que me ha crecido la barriga demasiado en pocos días pero hacia adelante, gracias a la piscina no me tira a la espalda (solo en momentos puntuales que se me quita al ratito) pero me tira la piel, las costillas se abren…un poco incomoda pero es tanta la ilusión y lo feliz que soy que tampoco es para tanto, jejeje. Muchos besos mi famlia bonita.

    Le gusta a 1 persona

    • Guapa, te entiendo, son unas navidades extrañas… con unos huecos irreemplazables, y a la vez con Marcos tan lleno de vida.
      Me encanta saber que está tan despierto, seguro que tiene un carácter muy sociable como dices, y familiar como tu. Y que bien que te rías tanto, ellos deben de sentirse genial cuando estamos risueñas 🙂
      A mi esta semana también me ha crecido muchísimo la barriga, 2 centímetros!! y si que me tira la espalda, la tengo muy salida. Pero no me tira la piel, eso me pasó hacia las 20 semanas, y ahora ya no tanto. Creo que la manteca de karité que me pongo cada noche hace buen efecto 😉
      Un abrazo fuerte familia pescaítos!!

      Me gusta

  3. Cielos! Creo que vi ese documental (o uno muy parecido, de pingüinos emperador)!!! Y también se me escapó la lagrimilla xDDDD. También había una madre que volvía a por su pollo (le había dejado el huevo a Papá para incubar) y Papá había incubado un trozo de hielo. Se me escapaba la risa con la cara de la pingüina mirando al pingüino en plan: ‘Venga, va, en serio… ¿donde está el pollo?’

    Centrándome en el tema, que se me va la pelota… Yo estoy sobreviviendo. Lo pasé genial en Navidad en casa de mi madre, con todos los sobrinos hiperexcitados y emocionadísimos…. pero Nochebuena fue un poco mortal en casa de los suegros. No son mala gente pero…. es una casa un poco triste y muerma. ¡Hay que meterle niños! Menos mal que el año que viene la Habichuela hará relleno en esa casa xD.

    Un abrazo 🙂

    Le gusta a 1 persona

    • hahaha!! el papi incubando un trozo de hielo, que despiste! No se si es el mismo, pero hay varios que he visto repetidas veces, (soy muy de docus de animalicos, y si salen pingüinos, ya…), y en uno muere una cría… en ese lloro lo que no hay escrito! Pero normalmente me río mucho con los pingus 🙂
      Es verdad lo que dices, cuando no hay niños es un poco rollete… Espero que lleguen los nuestros a animar el cotarro 😉
      Feliz supervivencia navideña, abrazos!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s